Jugar on line seguro

De un tiempo a esta parte están teniendo mucho éxito entre nuestros menores los juegos online, más conocidos por sus siglas MMORRPG (del inglés massively multiplayer online role-playing games o juegos de rol multijugador masivos en línea).

La principal característica de estos juegos es que, a diferencia de los juegos de rol utilizados en consolas, permiten a miles de usuarios disfrutar de un mundo virtual de manera simultánea, normalmente creando un personaje con todas sus características y desarrollando después su potencial a través de superar niveles que darán más fuerza, habilidad o experiencia al personaje.

El modo de superar estos niveles es pasando pruebas o aventuras, si bien también suele ser posible mejorar nuestro personaje a través de la compra de objetos (armas, armaduras,…) con dinero del juego obtenido a cambio de dinero real vía sms, paypal, tarjeta de crédito u otros, además muchas veces el tiempo que dedicamos al juego nos permite subir la experiencia del personaje.

Encontramos, por tanto, dos posibles riesgos en este tipo de juego: la adicción al mismo que puede derivar en la inversión compulsiva de dinero real en el juego sin el conocimiento paterno y la persistencia del mismo que hace que el jugador dedique más tiempo al mismo pues, al seguir corriendo el tiempo del juego mientras el no está delante de la pantalla, tiene la sensación de “estar perdiéndose algo” mientras no juega.

A estos posibles riesgos que indicamos debemos sumar el de interactuar con desconocidos en un mundo virtual que podemos comparar con el de la interaccioón con desconocidos en redes sociales o Internet en general.

Por estos motivos a continuación encontrará algunas recomendaciones especialmente dedicadas a las personas que habitualmente juegan a este tipo de juegos.

Si bien la mayoría de estos juegos son comerciales y desarrollados por empresas de gran prestigio es importante que nuestros equipos estén protegidos para evitar sorpresas desagradables, por eso, ten en cuenta estos consejos:

Mantén actualizado tu sistema operativo, los desarrolladores publican “parches” con regularidad para corregir los fallos conocidos, es importante que nuestro sistema operativo tenga instalados dichos parches para que esté protegido frente a amenazas externas.
Utiliza un cortafuegos (firewall) y mantenlo activo, te protegerá frente a intentos de conexiones a tu equipo por parte de software malintencionado como virus, gusanos y programas espía.
Instala y mantén actualizado en tu ordenador un antivirus, en la red encontrarás anti virus gratuitos para uso personal de altísima calidad que ayudarán a proteger tu equipo.
Y por si todo falla, ¡ten copia de seguridad de tus datos más importantes!

No facilites datos de carácter personal a otros jugadores, puedes disfrutar del juego y de tu amistad con otros jugadores sin que sepan tu teléfono, tu colegio o tu dirección, si alguien pregunta o se interesa demasiado por estos datos pregúntate para qué los quiere y no confíes demasiado en gente que no conoces, en Internet no todo el mundo es quién dice ser.
Si te encuentras en alguna situación desagradable (insultos, amenazas u otras) háblalo con tus padres o algún adulto de tu confianza, no trates de solucionar la situación tu solo y, por supuesto, no contestes con insultos o amenazas.
Si, por cualquier razón, quedas con alguien en el mundo real que has conocido en el juego coméntalo con tus padres, no acudas nunca a la cita solo y queda en un sitio público, podrás evitar encuentros desagradables.
Recuerda que la seguridad de tu perfil en el juego depende de la fortaleza de tu contraseña, no utilices contraseñas fáciles de adivinar y procura utilizar una combinación larga y complicada de letras, números y símbolos.
Ten en cuenta que muchos de estos juegos no son recomendados para menores, si encuentras esta indicación en un juego respetala y no accedas al mismo.
Ten cuidado con los micropagos, si bien la cantidad con la que se empieza es muy pequeña como por ejemplo un sms, si envías demasiados sms puedes acabar invirtiendo demasiado dinero en un juego cuando hay muchos, y muy buenos, gratuitos.
Controla el tiempo que pasas en el juego, pasar demasiado tiempo jugando o dejar de hacer otras cosas como jugar con tus amigos en la calle, cenar o estar al día en los estudios pueden ser síntoma de un problema de adicción.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *