COMIENZA EL NUEVO CURSO FAMILIAR

Durante el verano hemos disfrutado de tiempo libre y buenas temperaturas; pero sobre todo los que tenemos familia hemos podido disfrutar de nuestra pareja e hijos sin prisas ni las tensiones del final de curso.

Dios nos invita con el otoño y el invierno no sólo a abrigarnos y prepararnos para invernar confortablemente en nuestras casas, sino también para poner en práctica todo lo que hemos recuperado con cariño y comunicación en nuestra familia durante las vacaciones.

Comienza un nuevo curso muy especial en España, las economías familiares harán verdaderos esfuerzos para salir adelante con la subida de productos básicos y la compra de lo necesario para empezar el nuevo curso escolar.

Agobiarse por los gastos contribuye a ver a tu familia como una fuente de angustias y problemas que genera nuevas tensiones y nada más. También puede hacerte pensar que tienes que comprar la felicidad de tu hijo con todo tipo de artículos y accesorios necesarios garantizándote así un invierno de paz familiar.

La armonía doméstica puede depender de la economía, del número de hijos, del colegio o la casa en la que vivas pero la CLAVE ESTA EN LOS PADRES. Dependerá de vuestra actitud ante lo circunstancial y de saber distinguir entre lo URGENTE y lo IMPORTANTE.

IMPORTANTE PARA TU FAMILIA es conciliar cariño, apoyo mutuo y tiempo necesario para ponerlo en práctica.

El frío nos invitará a calentar nuestro corazón a través de nuestra familia. El tiempo dedicado a la familia puede suponer renunciar a ganar más dinero o a tener menos tiempo propio; pero el tiempo en familia no es un gasto sino una inversión a largo plazo.

Cada nuevo curso podemos ser mejores padres que el anterior., todos somos necesarios e imprescindibles cuando damos lo mejor de nosotros mismos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *