Carta 52

52– D. Garry; Usted dice que busca la verdad, la verdad es que no hay mucho que contar. La adolescencia desde mi punto de vista, puede ser o la perdición o la salvación. La mayoría de mis amigos y amigas tienen la manía de intentar ser mas mayores, se creen que por ponerse unas ropas más exóticas, por ir a las discotecas, o por fumar, uno/a ya es mas “guay” o mejor. Tengo unos amigos de mi edad, que no dejan de hablar de relaciones: –”Que si salgo con este, que si corto, que si tal…”. Yo pienso que a mi edad ya va siendo hora de “vestirnos solitos”, de empezar a salir, etc… Pero lo que no entiendo todavía es por qué esas ganas de ser mayor esa gente que ni siquiera quiere enfrentarse a la realidad. Yo pertenezco a ese tipo de personas que viven la realidad y que se comportan y son por fuera iguales que por dentro. ¿Por qué la mayoría de los chicos sacan malas notas? Porque lo que más les importa es la diversión contemporánea y no la futura. En el tema de la religión, la gente que no va a Misa suele ser porque falta la fe o porque en esta vida material no sirve ello de nada. La adolescencia que yo estoy viviendo es, por lo menos un lío. Solo trato de no extraviarme, ahora que he pegado un bajón en todos los temas: religión, amigos y en los estudios. Creo que la mejor forma de no perderme es tomarme en serio los estudios, la religión, la sexualidad, y no dejarme influir por malos ambientes. La adolescencia es como el parchís, o sigues adelante o las demás fichas te comen

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *